Inolvidable concierto de Ritchie Kotzen en Salamandra. Junio 2024

Ritchie Kotzen 01

Esta semana, en nuestro Blog:

Inolvidable concierto de Ritchie Kotzen en Salamandra. Junio 2024

Ritchie Kotzen en Salamandra
Una crónica a cargo de Carlos Buendía.

Era la tercera vez que tenía oportunidad de ver al guitarrista americano Ritchie Kotzen, las anteriores en 2017 y 2019, y esta vez no iba a ser menos, ya que ando siempre atento a los trabajos del virtuoso.

Cabe recordar que Kotzen ha formado parte de bandas tan conocidas como Poison, Mr. Big (donde sustituyó por un tiempo a otro grande que es Paul Gilbert) o la superbanda The Winery Dogs, donde llevaba por compañeros nada más y nada menos que al batería Mike Portnoy, de sobras conocido por formar parte de Dream Theater y al bajista Billy Sheehan, cuyo proyecto más estable es justamente Mr. Big.

Si a todo esto añadimos sus colaboraciones con músicos como el bajista Stanley Clark o el incombustible Greg Howe de Yes, su increíble forma de tocar la guitarra (otro de los pocos que toca sin púa, al igual que hacen Mark Knopfler, Mike Oldfield o el desaparecido Wilko Johnson de Dr. Feelgood, su portentosa voz con un timbre rasgado, que me recuerda al también desaparecido Chris Cornell de Soundgarden o su trabajo como productor o compositor, tenemos la mezcla completa para estar seguros de que, una vez más, el concierto no iba a defraudarnos.

Pero no adelantemos acontecimientos.

Susan Santos
Susan Santos

Nos presentamos de forma puntual en la sobradamente conocida Sala Salamandra de l’Hospitalet de Llobregat, donde tan buenos conciertos programan, la última vez fue el de Derby Motoreta’s.

Abría la noche la guitarrista pacense Susan Santos, que nos deleitó con su buen sonido americano, y con una estupenda colección de guitarras. A pesar que no la conocía anteriormente, tuve buena cuenta de echar un repaso a su discografía a posteriori, para encontrar a una persona curtida en el blues y el rock con raíces yankis.

Susan está presentado ‘Sonora’, su último trabajo aparecido en el mercado pocas semanas antes. De su corta actuación recuerdo ‘Hot Rod Lady’, la que abre este último larga duración, ‘Snakebite’ o ‘So Long’. Perdónanos, Susan, me pondré al día con tu trabajo, lo prometo.

Con una banda potente, un power trío en toda regla, nos dejó muy buen sabor de boca. Una pena que la actuación se redujese a poco más de 30 minutos, porque estábamos disfrutando muchísimo de su buen hacer de esta gran frontwoman. Susan Santos no será americana, pero dejó bien alto el listón. Llegué incluso a pensar que Ritchie Kotzen tal vez la invitase a echarse unos solos, cosa que no sucedió.

A la salida, foto de rigor con ella cuando estaban cargando el coche para echarse otra vez a la carretera. Es lo que tiene la vida de músico.

Ritchie Kotzen 03
Ritchie Kotzen con la Strato colgada

Incluso un par de minutos antes de la hora prevista, salía al escenario Ritchie Kotzen, con cambio de look, pelo más corto y cambio de batería, como ya se había anunciado en el previo a la gira.

Otro power trío a los que Kotzen ya nos tiene acostumbrados y que tan bien le sientan, como hace con The Winery Dogs. Contaba con la nueva compañía del batería Kyle Hughes y el ya conocido bajista Dylan Wilson.

Aunque hace 4 años que Ritchie Kotzen no saca material al mercado, no creo que nadie eche de menos algo nuevo del americano y es que su último trabajo (sin tener en cuenta el que hizo en 2021 con Adrian Smith de Iron Maiden), su gran 50 For 50 y que contiene nada menos que 50 temazos, uno por año cumplido, nos da para mucho tiempo de disfrutar de su talento.

Aun así, hacía pocas semanas, apareció un nuevo tema ‘Cheap Shots’, del que por supuesto dio buena cuenta en la actuación y que formará parte de un nuevo disco que está preparando.

Haciendo un repaso imprescindible por este último disco, donde se manejó por todos los estilos habidos y por haber y que tan hábilmente sabe desarrollar: rock, funk, blues, soul y con buenos toques de jazz, sobre todo en algunos de sus memorables solos de guitarra.

Una guitarra a la que nos tiene acostumbrados, y que tanto nos enamora, esa preciosa Telecaster con herrajes dorados, que lleva su propio nombre y a la que arranca sonidos que hubiese hecho poner al público en pie, a no ser por el hecho de que ya lo estábamos.

Ritchie Kotzen 02
Ritchie Kotzen en blanco y negro. Foto de Isidro Soria
Más de 90 minutos de un increíble recital de buen rock con tintes de muchos otros estilos. Salamandra completamente llena para rendir honores a este gran músico, que sigue adelante con su gira.

Apuntar que también dispone de una Stratocaster, que no recuerdo que la usase, así como de una pedalera Tech 21 y un amplificador Victory. Tal es el tirón del guitarrista que no sólo Fender apuesta por él. No todos los músicos cuentan con tanto arsenal de productos signature.

Con su increíble técnica sin púa y tapping de velocidad vertiginosa, hizo las delicias de los asistentes. Los solos nada que ver con lo que vimos con Mr. Big (que me perdonen los amantes de la banda). Solos en su justa medida, compenetrados en el contexto del tema, con pasión, creatividad y sin alardes excesivos.

No quedaban muy atrás el trabajo de sus compañeros de escenario, el bajista hizo lo propio haciendo doblete con Kotzen en los algunos riffs que arrancaron los aplausos del público asistente.

No hace falta ser un entendido en ningún instrumento para disfrutar de su música, hay para todos: melosas baladas, ritmos que animan a bailar y un rock que nos pone nuevamente los pies en la tierra y nos recuerdan que principalmente hemos venido a disfrutar.

Echamos de menos la presencia del piano eléctrico que en anteriores actuaciones utilizaba en algunos temas más suaves, creo que en la última tampoco lo utilizó, si no recuerdo mal.

Más de 90 minutos de un increíble recital de buen rock con tintes de muchos otros estilos. Una voz que sigue en gran forma. Salamandra completamente llena para rendir honores a este gran músico, que sigue adelante con su gira.

¿Los temas? No te sabría decir los nombres de algunos de ellos, pero fue todo un repaso a este último disco, y alguno de los anteriores, pero no me suena que tocase al tema que con el incendiario vídeo (ahora desaparecido de Youtube), con el que conocí a Ritchie Kotzen, aquel ‘You Can’t Save Me’

Y si lo tocó, ni me enteré. Seguro que me encontraba en éxtasis.

Ritchie Kotzen 04
Ritchie Kotzen y su banda
Picture of Carlos Buendía

Carlos Buendía

Podcaster. Técnico de Sonido. Texto y Fotografías

Abrir chat
1
Hola, ¿necesitas ayuda?
Hola, somos Riff Raff Discos,
¿en qué podemos ayudarte?